miércoles, 14 de mayo de 2008

PARA NO VER EL FONDO, quizá el mejor libro de poesía del 2007

-------------


----------
Libro Quinto: Más


8

Anochece.
Rosas, alambres
por abrasarse aún.
Se aprende -cómo no- a
tener
que hablar.



------
----
Libro Quinto: Más
-----
2
Y gracias, condición,
solicitud de fin, de más,
por no pertenecerles, por no pertenecerme.
Ahora está para el cuerpo
todo por recibir.
El viento se levanta, casi.
No es un retorno:
es un despojo de nube.
----------------------------- se pierde,
se perdió la llamada.
Ya les late de noche
el pulso de acabar
----------------------------- (Pausa).
Para seguir por la casa a oscuras.



Para no ver el fondo, 2007
Antonio Méndez Rubio
Ediciones Idea
Colección dirigida por
Ernesto Suárez

3 comentarios:

Luciérnaga dijo...

Duele.

(Pero casi-de acuerdo contigo: muy posiblemente no: seguramente.)

Viktor Gómez dijo...

Lu, dejar aquí huella es apostar por los desaparecidos, es brindarse a los que al margen del laurel y la guita se mueven sólo por principios humanísticos, por el dolor, la rotura y el solidario estar donde pide el sentir inteligente.

Y es reconocer en el arriesgado salto de Antonio el pundonor, la belleza, el rigor y la querencia que no desunió.

GRACIAS.

Tu Viktor

Anónimo dijo...

Lo que más admiro de Antonio Méndez es que en dos palabras es capaz de decir lo que yo sólo podría explicar en 3 párrafos.

"Ya les late de noche
el pulso de acabar"

Estos dos versos me sugieren el pulso entre el día y la noche, el símil de la noche y el final, la contradicción del latir (vida) en la noche (acabar, ese "ya"...

En fin, que me encanta.

Mayka.