domingo, 3 de agosto de 2008

Nilda J. Sarmiento, de Venezuela: Cuidar el Lenguaje y aprender a leer


Nilda J. Sarmiento (Venezuela) incide con aciertos y concertadas revelaciones lingüísticas sobre el habla, la lectura, el lenguaje artístico o técnico a fin de mejorar nuestras posibilidades de comprensión, uso y recreación del arma que nos dota de inteligencia humana y posibilidades comunicativas. Su blog merece la pena ser revisitado:



De este blog, además, un poema en Gioconda Belli, "Y Dios me hizo mujer",en su propia voz, aquí

5 comentarios:

Rattenfäringen dijo...

Viktor, aquí te dejo un enlace que te interesará; es una conferencia en vídeo sobre la creación poética (el segundo vídeo):

http://www.cccb.org/ca/arxiu_multimedia?fc=63;sn=5

A tenor de tus escritos y tus inquietudes telúricamente epiteliales, eres la persona indicada para sacarle todo el partido a esas reflexiones.

salud.

Rattenfäringen dijo...

tal vez incordié trayendo enlaces que no vienen a cuento. Disculpas.

Viktor Gómez dijo...

Ratten:

Disculpa que no te comentara sobre el estupendo enlace que me pasaste de Chantal. Es más que oportuno, lo que ocurre es que solo he podido escucharlo a medias, por interrupciones domésticas. Tanto éste como los otros dos que me dejaste son muy interesantes. De Chantal intentaré extraer algo de lo que me aportas y de lo que yo tengo por casa para hacerle una entrada digna.

Ah, Ratten, ¿tiene algún significado su "nick"? ¿Es palabra inventada por ud. una suerte de "espanglishgermaniken" o si que existe el término y es de alguna manera traducible.

Un cordial abrazo desde Valencia,

Si pasa por aquí en septiembre me encantaría tomar una cerveza tostada con ud.

Viktor

Rattenfäringen dijo...

Viktor, el nick me lo inventé, no significa nada hasta donde se me alcanza...

No creo que mis treinta años y mis cero posesiones en el mundo me hagan acreedor al usted. Gracias de todos modos, Viktor, eres la cortesía personificada.

Y sólo decir que me gusta mucho tu visión de lo poético y cómo la expresas: es rizomática, honda, distinta, refrescante. Yo no tengo blog y no vengo a decirte esto para que escribas en el mío: te lo digo porque lo creo de verdad, como transeúnte azaroso he llegado aquí y desgranas pepitas impagables.

Lo de Chantal pensé de veras que le podías sacar punta con tu capacidad de penetración.

La cerveza, si paso por Valencia, cuenta con ella.

Abrazos

Viktor Gómez dijo...

Ratten:

A mi lo que me vino a la cabeza inmediatamente leí tu nick es el personaje "Firmin", esa rata sabia, comelibros, simpática y sorprendente. Quiza por aquello de "faringe de rata" que tan fácilmente combino por asociación fónica.

Sé que el tuteo nos es natural y además lo correcto, así que seguiremos con él. Lo que pasa es que al hablar con "No sé quien" me causaba un cierto respeto, quiero decir, prudencia. Pero tu tono cordial y las buenas referencias poéticas que me has pasado (Ojalá me puedas pasar más) nos hacen amigos epistolares. Porque esta manera de relacionarse es epistolar y fraterna, claro que sí.

Mi manera de expresar y mostrar en este blog mi vivencia y lectura de lo poético es fruto de un cierto caos, de una desordenada acumulación de experiencias, lecturas y diálogos de lo más dispares. Parte de mi no saber pasa por todos estas "entradas" con autores, temas, poemas y eventos desde los que voy aprendiendo y asimilando poco a poco ese Espesor del Presente cultural, político, humano.

Me alegra mucho que llegaras por azar y te quedes por cálculo. La vida es eso, ¿no? Azar y cálculo. Así yo empecé a dialogar contigo sin tener ni idea de lo instructivo, ameno y enriquecedor que esta siendo.

Este blog por amigos, poetas y gente que ni conozco me ha servido para aprender y aprehender, para desaparender muchas ideas o creencias erroneas o desfasadas. A eso que contribuyes tú, también Mark, Jesús Ge, Julio Obeso, Ana Pérez Cañamares, Quique Falcón, Arturo Borra, Laura Giordani, Gari G. Alfaro, Antonio Mendez Rubio, Eduardo Milán, Elena Escribano, etc., etc., etc.,

Pasa cuando quieras y expresate crítica y libremente. Aportas.

Si vienes por Valencia esas cervecitas están frescas y vivaraces esperando nuestra sed y amistad.

Un abrazo,

Viktor